Oración de Protección contra el mal

Oh, Santo Padre Celestial escucha mis oraciones, ruegos y plegarias para  que me protejas contra el mal, crueldades, envidias, pecados, celos y arrogancia.

Aleja a las personas que quieran hacerme daño, las enfermedades físicas, mentales y morales

Saca de mi todo lo malo, las impurezas, el pecado, las maldiciones, hechizos, magia negra, los amarres y maleficios.

Aléjame del mal y las tentaciones, expulsa al maligno y toda entidad dañina, visible e invisible

Señor defiéndeme, acuérdate de tu hijo, sin ti me siento desamparado, sin fuerzas.

Padre, reconozco, eres mi auxilio y fortaleza, líbrame de cualquier situación negativa, de cualquier influencia del mal.

Está atento a nosotros Señor, permanece a nuestro alrededor para  que nos cuides

Protégeme contra el mal, me siento débil y frágil, hazme fuerte y con mucha energía para alejar a los que me atacan y me persiguen

Dios Misericordioso, jamás dejes que nos controlen y seamos serviles a los espíritus malvados

Protégenos y líbranos del mal, danos tu mano para transitar por el camino del bien, protégeme del enemigo

Cuídame de los enemigos, cuida a mi familia del peligro, enfermedades físicas y mentales

Libéranos de toda maldad, protégenos del mal con tu divina presencia Señor

Soy tu hijo (a) ten misericordia ayúdame a librar el mal de mi cuerpo y de mi alma que se destruyan, desaparezca y no regrese nunca más al mundo

Despeje la oscuridad de mi mente, de mi vista, de todos mis sentidos y dame la luz del conocimiento y la conciencia, la luz del amor y la fe

Agradecido estoy mi Señor por tu infinita bondad y por protegerme contra el mal

Amén.

¿Qué es la Oración de Protección contra el mal?

La Oración de Protección contra el mal es aquella que hacemos al Señor para que se presente ante nosotros y nos de su resguardo espiritual bien sea frente a espíritus malignos que buscan introducirse en una persona o de alguien que nos tenga envidia, que desea vernos perjudicados

La envidia, la codicia, la intriga que otras personas puedan tener hacia nosotros, que desean mal para uno o algún miembro de la familia, debemos protegernos contra el mal.

Con el poder de la oración y de la palabra del Señor alejamos cualquier mal tanto físico, mental o espiritual que nos quieran hacer, el mal está en todas partes y acecha a las personas que son débiles y se dejan manipular,  es por eso que debemos tener mucha fe en Dios primeramente y en el poder de la Oración de Protección contra el mal.

¿Cómo podemos expulsar las malas energías?

En este sentido debemos expulsar las malas energías de nuestras vidas, a través de la oración para poder proteger nuestro espíritu, nuestra mente y nuestro cuerpo, debemos estar conscientes que lo que se quiere  es la paz en nosotros (as).

Es por ello que es muy conveniente en el momento de hacer la oración de protección contra el mal, decir el alejamiento que debe tener toda energía negativa, entidad o persona que trate de hacernos daño tanto físico, mental o espiritual no lo va a lograr, porque Dios al escucharnos nos protegerá y no va a permitir que nos pase algo negativo, ya que el no solo nos protege sino que nos cuida y ampara de cualquier impureza del mundo exterior.

¿Qué condiciones debemos cumplir para tener la protección de Dios?

Debemos ser constantes, debemos tener devoción, que es el fervor, el amor y la veneración que todos le debemos al Señor, mucha fe porque creemos que la fe es una gracia, es un don de Dios, es por eso que debemos pedir con humildad, confiando en que se nos va a dar, porque la fe es la luz y por lo tanto con fe y la Oración Poderosa contra el mal nada ni nadie nos podrá hacer daño.